últimas noticias
Sociedad
jueves, 23 de abril de 2020

Inicia el mes de Ramadán

Por Redacción Diario Sirio Libanés

Una vez más, la comunidad islámica mundial cumplirá con un precepto básico de la fe: el ayuno durante el bendito mes de Ramadán, noveno en el calendario lunar islámico, que para 2020, corresponde al año 1441 de la Hégira.

La comunidad islámica de nuestro país comienza a transitar, a partir de este viernes 24 de abril, el bendito mes de Ramadán.

El ayuno de Ramadán representa uno de los 5 pilares u obligaciones básicas del creyente islámico, junto con: a) el testimonio de fe b) el rezo c) el azaque (zakát) o dádiva anual a los necesitados d) la peregrinación a la Meca.

Durante este mes, noveno del calendario lunar islámico , el creyente debe ayunar de comida y bebida desde el alba (primera luz, previa a la salida del sol), hasta el ocaso, debiendo desayunar en ese momento y pudiendo retomar durante la noche la actividad de que se abstuvo durante el período de ayuno diario.

El ayunante, se sacrifica en un acto de adoración a Dios, absteniéndose durante esas horas de comida, bebida, relaciones sexuales, así como de toda agresividad y ego procurando dominar sus deseos e instintos más básicos.

Dios liberó del ayuno a los enfermos, los viajeros, la mujer embarazada, la que amamanta y la que acaba de dar a luz. Para ellos ordenó reglas adecuadas para cada situación.

En este mes, mediante este acto de adoración, cada creyente buscará en el plano individual elevar la categoría espiritual de su alma, alejándose de su propia naturaleza animal-material, y procurando perfeccionar sus acciones, para acercarse a Dios.

La situación ideal a la que aspira todo ayunante islámico puede llegar a asemejarse a aquella de quien no tiene necesidad de este mundo más que alcanzar la complacencia de Allah (Dios). A su vez, en lo estrictamente físico, la práctica del ayuno permite una renovación y completa limpieza anual del organismo y un reajuste de su metabolismo.

En el plano social, la práctica del ayuno propende a que la persona renuncie al mundo y se unifique con sus hermanos sin distingos de status social alguno, alentando la caridad y la confraternidad en la comunidad de creyentes, haciendo conocer el rigor de la necesidad al satisfecho y al opulento, y recordándoles sus deberes para con sus hermanos necesitados.

En síntesis, ayunar purifica el corazón y fortalece la conexión del creyente con Dios y con su comunidad, al pasar un mes entero en cumplimiento este acto de adoración.

Desde la Dirección y Redacción del Diario Sirio Libanés, saludamos a la comunidad islámica nacional en su conjunto deseándoles bendiciones, paz y aceptación de Dios de sus sacrificios para este Ramadán 2020/1441.

 

¡¡¡Ramadán Karim u Mubarak!!!

Noticias relacionadas

  • Monseñor Santiago El Khoury durante los actos de entronización en marzo de 2019 (Foto: Archivo Diario Sirio Libanés)
    Mensaje Pastoral de Monseñor Santiago
  • Semana de Pascuas para la Comunidad Ortodoxa
    Semana de Pascuas para la Comunidad Ortodoxa
  • ¡Felices Pascuas!
    ¡Felices Pascuas!
  • El Consulado sirio en Santiago del Estero saluda al Diario
    El Consulado sirio en Santiago del Estero saluda al Diario
Ver más
Seguinos en

Editorial

El desafío del fénix

Un llamado a la reflexión de mis hermanos siriolibaneses, en medio del dolor por la tragedia de Beirut y en momentos en que confluyen y se entremezclan todos los sentimientos.

Ver más
Fachada