últimas noticias
Cultura
jueves, 14 de noviembre de 2019

Una huella que perdura

Destacado político chileno-sirio presentó libro homenaje a su padre inmigrante.

Una huella que perdura

Lo ha sido todo en la vida política y profesional chilena. Sergio Bitar Chacra fue ministro de los presidentes Salvador Allende, Ricardo Lagos y Michelle Bachelet. También Senador de la República, Presidente del Partido por la Democracia y  destacado ingeniero civil y economista.

Todo eso y más, bajo un denominador común: su condición de hijo de un sirio que inmigró a Chile y de una madre cuyos antecedentes familiares también estaban en la ciudad siria de Homs. Un origen del cual Sergio Bitar siempre se ha sentido orgulloso, contribuyendo desde sus distintas e importantes responsabilidades a la proyección de las Colectividades Siria y Árabe de Chile y al fortalecimiento de las relaciones bilaterales entre su patria natal, Chile y la ancestral, Siria.   

Su última contribución es Tras la huella de un inmigrante sirio en Chile. La vida de Nazmi Bitar.

Padre de Sergio, Nazmi llegó a Chile en 1927. A él, pero también al resto de su familia y a lo que ha supuesto la inmigración árabe-siria en Chile, Sergio Bitar dedica este libro. Se lo propuso cuando años atrás y al despedir a su padre recordó algunos pasajes de su vida. Los presentes lo animaron a  completar y a poner por escrito esos recuerdos.

Aunque Sergio Bitar no pudo hacerlo de inmediato por  ser nombrado ministro nuevamente, nunca se olvidó de ese proyecto. Con la inestimable ayuda de su esposa, la destacada socióloga de origen palestino María Eugenia Hirmas, y de dos sobrinos y otros familiares, Sergio pudo contextualizar sus recuerdos personales sobre la vida de Nazmi con detalles y datos sobre la gran emigración siria y árabe al continente americano e incluso más allá.

También pudieron completar un interesante árbol genealógico que junto a numerosas fotos ilustran un libro que Sergio Bitar redactó con la maestría de quien ya escribió el impresionante Isla 10, las memorias de su paso por una de las islas australes en las que la dictadura militar chilena recluyó a muchos colaboradores del Presidente Salvador Allende tras el golpe de Estado del 11 de septiembre de 1973. Además de best seller, Isla 10 fue llevado al cine con gran éxito por el director chileno-palestino Miguel Littin.

Con esos antecedentes, no es de extrañar que los salones del Club Sirio Unido de Santiago se repletaran el pasado jueves 7 de noviembre, para el acto de lanzamiento de Tras la huella de un inmigrante sirio en Chile. Y no era nada fácil porque la capital chilena y el resto del país viven estos días serios problemas de movilidad que dificultan la organización logística y la asistencia a eventos de este tipo.

Muchos más intentaron llegar pero al no poder hacerlo físicamente, brindaron todo su apoyo al acto antes y después del mismo. La Colectividad Siria de Chile arropó así a Sergio Bitar y su familia en un lanzamiento que además debía servir para recaudar fondos. El autor donó doscientos ejemplares de su obra al Comité de Damas Sirias de Chile.

Los fondos recolectados sirven para atender necesidades médicas de niños sirios. Es el caso de un pequeño que estos mismos días ha tenido que enfrentar una operación cardíaca para la que esa ayuda solidaria ha sido fundamental. Asistencia que se canaliza a través del Departamento de Relaciones Ecuménicas y para el Desarrollo del Patriarcado Ortodoxo de Antioquia y Todo el Oriente y de otras organizaciones sirias con las que las Damas colaboran y con las que se reunieron el pasado septiembre durante una visita a Siria de una delegación de Damas.

Precisamente, la anfitriona del acto fue la Presidenta del Comité de Damas Sirias de Chile, señora Marlene Haddad. Además de agradecer el apoyo de todas las instituciones de la Colectividad Siria –Club Sirio Unido, Sociedad de Beneficencia Siria, Juventud Siria y otras organizaciones tanto sirias como árabes de toda la geografía chilena-, Marlene Haddad presentó a los oradores del acto.

Además del autor y con el significativo fondo de las banderas de Chile y Siria entrelazadas, tomaron la palabra la Subsecretaria de Relaciones Exteriores de la República de Chile, señora Carolina Valdivia; el Presidente de la Comisión de Relaciones Exteriores del Senado de Chile, señor José Miguel Insulza; la Directora de la Comunidad Palestina de Chile, señora Romina Tuma; y el prestigioso periodista de Televisión Nacional de Chile, Iván Núñez.

En dos brillantes y completas exposiciones, la señora Valdivia  y el señor Insulza ofrecieron el marco histórico y actual de las relaciones bilaterales entre Chile y Siria y con otros países del Cercano Oriente.

También la constructiva posición que Chile ha tenido durante toda la crisis siria. Cabe recordar que en ningún momento las relaciones entre ambos países se han interrumpido y que desde mayo de este año y dada la estabilización de la vida y la seguridad en Siria, la Embajada de Chile en Damasco ha podido volver a funcionar con plena normalidad.

De hecho, en el acto de presentación del libro de Sergio Bitar estuvo presente el Encargado de Negocios de Chile en Siria, señor David Quiroga. En septiembre pasado el señor Quiroga pudo informar personalmente en Damasco al Director de la Biblioteca Nacional de Siria Iad Murshed sobre la inminente publicación del libro Tras la huella de un inmigrante sirio en Chile. El Director de la Biblioteca Nacional Al Asad valoró muy positivamente iniciativas como las de Sergio Bitar, ya que contribuyen a reforzar los ya fuertes lazos culturales y de amistad entre ambos países.

Por su parte, Romina Tuma expuso sobre la inmigración palestina a Chile y la situación regional del Levante. Por su parte, el periodista Iván Núñez, recordó el reportaje que hizo en Siria hace dos años y disertó sobre el carácter multiconfesional de la sociedad siria y la protección que un Estado aconfesional como el sirio y sus máximos representantes, ofrecen a ese singular rasgo identitario del pueblo sirio. Núñez también expuso los errores de muchos medios en la cobertura periodística de la crisis siria.

Al finalizar el acto, el Presidente del Club Sirio Unido, señor Luis Sirhan, agradeció en nombre de esa importante institución el apoyo a esta actividad.

Entre el numeroso público y los representantes diplomáticos árabes presentes, estuvo el ex Presidente de la República de Chile Ricardo Lagos y cuatro ex cancilleres que sirvieron a distintos gobiernos. Todos ellos acompañaron a un Sergio Bitar agradecido y emocionado al hablar de su padre Nazmi, su madre Juliette y otros familiares y miembros de las extensas colectividades siria y árabe de Chile.

Tras la huella de un inmigrante sirio en Chile. La vida de Nazmi Bitar, aporta nuevos antecedentes de esa epopeya inmigratoria, contribuyendo decisivamente al hermanamiento entre Siria y Chile, Chile y Siria.    

 

 

Nota: Imágenes en Galería, Comité de Damas Sirias de Chile 

Noticias relacionadas

  • Susana Oviedo presenta el documental
    “Por Amor a Siria” se estrenó en Buenos Aires
  • “Por Amor a Siria” se estrena en Buenos Aires
    “Por Amor a Siria” se estrena en Buenos Aires
  • Se viene el Buenos Aires Celebra Líbano 2019
    Se viene el Buenos Aires Celebra Líbano 2019
  • Salta: Cultura Árabe en el Museo de Bellas Artes
    Salta: Cultura Árabe en el Museo de Bellas Artes
Ver más
Seguinos en

Editorial

¡Que se vayan todos!… Rojava también

Mientras EEUU y Turquía coordinan la invasión turca al norte sirio y los kurdos separatistas lloran la traición de la Casa Blanca, una vez más los que mueren son los sirios.  

Ver más
Fachada